Asturias,  España,  Presupuesto

Cómo iniciarte en Asturias | Ruta de 4 días por el Principado

Nuestra primera vez en Asturias. Una primera vez deseada, ansiada, casi a la desesperada. Un viaje de 4 días por uno de los territorios más bonitos del mundo: playas, montaña, ciudades encantadoras, pueblos espléndidos… Todo eso es Asturias y puedes empezar a descubrirla así.

Aunque el de Asturias nos parezca un territorio no demasiado extenso, debo decir que tiene tantísimo para ofrecer que 4 días se quedan cortos para visitarlo. Aún y así, y si solo dispones de ese tiempo para viajar y decides viajar hasta el Principado, este itinerario te va a servir como viaje iniciático a este territorio tan bello.

Decirte que es una ruta verificada, que es la ruta que nosotros hicimos y que, por lo tanto, nos basamos completamente en nuestra experiencia viajera. Si te lo proponemos es porque creemos que tiene un poco de todo: vas a ir a la montaña (sin grandes agobios), vas a visitar ciudades, vas a ver pueblos chulísimos, vas a ver mar, y vas a comer bien. El viaje lo realizamos durante los últimos días de junio de 2018, siendo una época en la que la afluencia de turismo ya empieza a ser un poco mayor pero sigue siendo un periodo en el que puedes viajar bastante cómodo. Así que, sin más historias, vayamos con esta ruta por Asturias en 4 días.

Día 1: Lagos de Saliencia

El primer día de viaje lo aprovechamos para explorar la montaña asturiana, habiendo pernoctado en Pola de Somiedo. Como ya os expliqué en el post referente a Somiedo, decidimos ir hasta aquí y no hasta los Lagos de Covadonga por dos cuestiones claras: porque para la ruta nos iba mucho mejor, porque en Somiedo supuse que habría menos gente. Y sí, así fue. En el mes de junio nos encontramos con poco más de 10 personas en toda la mañana, así que os recomiendo encarecidamente que si queréis hacer una ruta chula por la naturaleza de Asturias os planteéis visitar los Lagos de Saliencia en Somiedo.

IMG_3049

La segunda mitad del día la aprovechamos para viajar hasta Oviedo, donde dormiríamos los próximos dos días. La tarde la pasamos tomando sidra y descubriendo lugares de la ciudad como el mercado y algunas de sus plazas. La visita fuerte a Oviedo la realizaríamos el segundo día.

📍Lee todo sobre los Lagos de Saliencia en 🖱 este post.

Día 2: Oviedo

Nos pasamos el día entre románico. Visitamos la Catedral de Oviedo, dimos un paseo por el centro histórico, nos metimos en el mercado, en el mercadillo, en la Universidad, fuimos hasta el Naranco y hasta San Julián de los Prados. Nos fuimos a tomar sidra otra vez con la que mojamos los pinchos de bollu preñáu y paseamos por las avenidas amplias que también tiene la capital asturiana.

IMG_3376

📍 Adéntrate en el prerrománico ovetense haciendo click 🖱 en este post.

A nuestro juicio, para visitar bien Oviedo tienes que hacer, al menos, una noche. Si te lo montas como nosotros puedes disfrutarla como toca, ya que tienes un día completo para ver todo lo que te ofrece y el segundo día puedes marcharte de Oviedo hasta la siguiente parada sin ningún tipo de agobio.

IMG_3287

📍 Lee todo sobre Oviedo en 🖱 este post.

Día 3: Cudillero, La Tenada y Cabo de Peñas

El día 3 tenía que ser otro: íbamos a visitar Cudillero, Avilés y Cabo de Peñas. Pero no fue así, y es que se coló de improviso el restaurante La Tenada, en Callezuela, así que Avilés se cayó de la lista – no queríamos hacer una ruta exprés.

De este modo, desde Oviedo pusimos rumbo a Cudillero, pasando antes por Pravia, localidad en la que visitamos su plaza y poco más. En Cudillero pasamos buena parte de la mañana subiendo y bajando escaleras, viendo sus preciosas casas de colores y comprendiendo que 4 o 5 días para visitar Asturias son muy pocos. Los pueblos no son solo pueblos, es que tiene mucho más con toda su impresionante costa, con sus casas de Indianos, sus palacetes decadentes… Allí nos dimos cuenta que con este tiempo a Asturias solo puede dársele una pincelada.

IMG_3796 - copia

📍 Lee más sobre Cuideiru haciendo 🖱 click aquí

Desde Cudillero hasta Callezuela para comer en La Tenada donde JJ casi muere en el intento y después, viendo que se nos había hecho tarde – hasta hora de la merienda estuvimos sentados a la mesa – decidimos saltarnos Avilés e irnos hasta Cabo de Peñas, la punta más al norte de Asturias y que es un espacio natural de enorme belleza. Después de Cabo de Peñas llegamos a Gijón donde pasaríamos la noche.

IMG_3979
El Cabo de Peñas

📍 Nuestro paso por Cabo de Peñas en 🖱 este enlace

Nuestra llegada nocturna nos llevó hasta la Playa de San Lorenzo por la noche, el célebre rótulo de GIJÓN y la iglesia de San Pedro que fue quemada en la Guerra Civil y reconstruida años después preservando algunos de los elementos góticos originales aunque en la actualidad es de estilo historicista inspirado en el románico y el prerrománcio asturiano – recuerda algo a las iglesias de Budapest. Lo cierto es que el paseo nocturno fue agradable, porque la ciudad iluminada está bastante bonita.

Día 4: Gijón y los pueblos de la costa

Empecemos por Gijón, y es que no os hemos hablado de esta ciudad en el blog. Si no lo hemos hecho es porque, en realidad, no sabría qué deciros sobre ella. Me explico: llegamos a Gijón por la noche y pudimos visitar bien poco. Al día siguiente nos fuimos hasta el Elogio del Horizonte, que es la razón principal por la que decidí pernoctar en Gijón – y porque había algo más de alojamiento que en otras localidades. Éste lugar, sí o sí, hay que visitarlo, no solo por la escultura – que te puede gustar más o menos, a mí me impresionó – sino porque las vistas desde allí son una verdadera maravilla. Después de esto no debes dejar de pasear por la playa de San Lorenzo – si es que te gusta la playa, no como a nosotros – ya que te será una delicia. La Plaza Mayor tiene también su encanto, y está repleta de sidrerías. En Gijón hay más cosas que hacer, como por ejemplo visitar el cementerio o ir a la Laboral, pero ya no teníamos tiempo y el día iba a ser todavía un poco pesado por lo que a kilómetros se refiere.

Creo que no necesita presentación.

Desde Gijón, entonces, nos fuimos a ver tres pueblos de costa que creíamos imprescindibles en Asturias. La elección quedó del siguiente modo: Tazones, Llastres y Llanes. Desde Gijón, y yendo ya hacía Cantabria, y teniendo en cuenta del tiempo del que disponíamos, es una buena opción para ver otro tipo de pueblos, y os recomiendo hacer esta ruta completa, sin saltarse ninguno, porque están uno detrás de otro y puedes visitarlos perfectamente en un día. Ahora bien, y como decimos en el post principal sobre ellos, podrías hacer un viaje solo a partir de estos pueblos ya que ofrecen mucho más que sus cascos históricos.

IMG_4311
Sorpresón en Llanes.

📍 Lee la ruta completa de estos tres pueblos haciendo 🖱 click aquí

Y con Llanes terminaríamos nuestro breve idilio asturiano. La ruta está pensada para pasar 4 noches en Asturias, y debéis tener en cuenta que la primera jornada la pasamos conduciendo. Fueron casi 12 horas de coche, aunque paramos en Santo Domingo de la Calzada y en León – habíamos estado en ambos lugares con anterioridad – y llegamos a Somiedo ya por la noche. Por lo tanto, el viaje real por Asturias son 4 días, y no 5, aunque las noches sean 4.

🗺La ruta, de este modo, quedó así:

Hablemos un poco de dinero

🏨Alojamientos:

  • Pola de Somiedo: Hotel Rural Casa Miño | 1 noche con desayuno
  • Oviedo: Aparhotel Campus | Apartamento con cocina
  • Gijón: Hostel Gijón Centro | Solo alojamiento

La media de precio de alojamiento es de 50€. Encontrar alojamiento en lugares como Somiedo fue bastante difícil, y eso que lo busqué con tiempo, pero pensad que son pueblos bastante pequeños y si quieres algo allí mismo deberás pagar un poco más. En Oviedo no tuve tanto problema y me decidió por un apartamento ya que nos permitía cocinar y, por lo tanto, ahorrarnos algún dinerillo en comidas. En Gijón el hostel fue lo más decedente que encontré ya un precio que me podía permitir, y la verdad es que el establecimiento era bastante agradable y estaba muy bien situado – en pleno centro de la ciudad -, aunque el tema aparcamiento en la zona está bastante difícil.

🏨
Puedes encontrar tu alojamiento a buen precio🖱 pinchando aquí

🎟Entradas

Las entradas son impepinables, creo que ir a Asturias y no ver la Cámara Santa o los monumentos prerrománicos es un sacrilegio, pero a gustos colores, y cada viaje (y cada viajero) es un mundo. De todos modos, las entradas son bastante económicas y no vas a gastarte más de 12 euros por persona con todo lo que vas a visitar en la capital.

🍽Comida

Por lo que a la comida se refiere, en Asturias se come mucho y muy bien. Desde los 23 euros por cabeza en La Tenada hasta los 10 euros por cabeza de un menú del día con cachopo incluido en Llanes, pasando por los pinchos a 1,20 en Casa Ramónen Oviedo o los 2,50€ de desayuno en Gijón – esos pinchos en mi pueblo se llaman bocadillos.

📍 Lee nuestra experiencia comiendo en La Tenada haciendo 🖱 click aquí.

🚘Transporte

Si ahora hablamos de transporte, decir que para hacer este tipo de rutas el coche es lo mejor, ya que a ciertos lugares no llegas con transporte público. Vendríamos a decir que esto es un roadtrip, así que debemos tener en cuenta el precio de la gasolina en ese momento – y también, que nunca lo contamos, el mantenimiento del vehículo, pero como es algo que ya está ahí no lo incluyo en el presupuesto -, nosotros hicimos unos 1800 km en total.

💰Total💰

En total, un viaje de estas características por Asturias puede salir por unos 200€/persona teniendo en cuenta todos los gastos (transporte + alojamiento + entradas + comidas). Puedes gastarte más si sales a comer todos los días, o puedes gastarte menos si duermes en albergues o establecimientos parecidos y si lo reservas con algo más de tiempo de lo que yo lo hice, sobretodo puedes ahorrar en el alojamiento en Oviedo (a lo sumo unos 20/25 euros, pero buenos son, oye).

IMG_3894

Y hasta aquí nuestro viaje a Asturias y los post referentes a esta comunidad autónoma – de momento. Espero que os haya gustado y que os animéis a visitar esta parte de España, aunque creo que es un sitio al que todos queremos ir y, por supuesto, vale mucho la pena. Creo que Asturias gusta a todo el mundo, ya sea por sus paisajes, por sus pueblos, por su gastronomía, por su gente, o por todo en conjunto. Viajar a Asturias es algo que debes hacer sí o sí, no te lo pienses más y lánzate a la aventura.

*En este post hay algunos links de afiliados, lo que significa que si decides utilizar alguno de ellos a ti no te costará nada y a cambio nosotros nos llevaremos una pequeña comisión que nos ayudará a seguir trabajando en el blog.
¡Gracias!

Una filósofa y un politólogo que amana viajar y lo hacen a pesar de los pocos recursos que tienen. Viajar es más que un capricho, viajar es una necesidad y aquellos que somos pobres en un primer mundo de opulencias tenemos derecho también a realizar nuestros sueños viajeros. Porque los pobres también viajamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: